Artículos de Opinión

“Wu Meigh Ling” se estableció en Lima. Discípula de Foujitas y de los grandes maestros orientales. A ella llegó Fernando Rojas con su altanería acostumbrada. Mostró sus dibujos uno a uno. Claramente los estudió Wu y dijo: “no sirven”, tienes condiciones. ¿Quieres estudiar?.

Ofendido en su orgullo, Fernando contesto: “He venido a eso, me gustaría conocer su técnica”.

Conforme, comencemos – dijo la Wu – toma la escoba y barre el taller.

Fernando se retiró indignado. Pero la miniatura le atraía como un imán irresistible. Volvió y modestamente tomó la escoba y barrió el taller durante tres años.

Al correr de los años, Fernando, visitando nuevamente Perú, fue congratulado por la Wu, su antigua maestra, después de asistir a la inauguración de una exposición de Miniaturas y Acuarelas.

Déjanos tu opinión para este artículo:

Este contenido es parte de los manuscritos del libro Puelche, que María Lefebre preparaba antes de su partida.

Para saber más, pincha aquí.

ADQUIRIR LIBRO PUELCHE

 

 

Secciones

Vida y Obra

Explorar

Puelche

Explorar

Sobre María

Explorar

Tarot Lefebre

Explorar